Ana Garcinuño Prados, responsable de I+D+i del Cetece Nórtico, noticias en Palencia, Valladolid y Cantabria

noticias palencia turismo

¿Qué hacemos hoy?

Próximos Eventos – Agenda Provincial de Palencia

Agenda de la Diputación de Palencia
  • VI Semana de magia en Saldaña
    Del 20 al 24, Saldaña celebra la cuarta edición de sus semana ‘Nada x aquí, nada x allí’, dedicada a la magia La Casa de Cultura de Saldaña acoge un taller de trucos de magia con cartas todos los días de 16:00-17:00 horas. El Mago Gele Rodrigo clausurará la semana con una actuación especial a […]
  • Taller en la Biblioteca: ‘Cómo escribir cuentos infantiles’
    Aprende cómo escribir un cuento infantil y cómo potenciar la imaginación y la creatividad, utilizando para ello la palabra, objetos y dibujos. El escritor y periodista Manuel Guisande te enseña la importancia de la ilustración en el cuento para promover valores como la amistad, la solidaridad, el compartir y el esfuerzo Una sesión que se enmarca […]

RSS de noticias de

clinica alvaro celada

Ana Garcinuño Prados, responsable de I+D+i del Cetece

Responsable de I+D+i del Cetece de Palencia desde hace 10 años

Dirige el departamento de I+D+i del Cetece desde hace 10 años, aunque su vinculación profesional con el Centro Tecnológico de Cereales, ubicado en el campus de Palencia y único en España en dicha materia, se remonta al año 2000.

“El consumo de pan en España debería crecer más”


Ana Garcinuño, natural de Valladolid, residente en la capital palentina y casada y con dos hijos, estudió  Ingeniería en Industrias Agrarias y Alimentarias y, posteriormente, Ingeniería Agrónoma en La Yutera ¬–nombre del campus palentino– antes de incorporarse al Cetece.
La responsable de I+D+i de este centro tecnológico asegura que su área de trabajo es uno de los pilares fundamentales de la entidad a la que representa. “Nuestro objetivo primordial es ayudar a las empresas agroalimentarias, principalmente del sector panadero y pastelero, a mejorar, a innovarse, a ser más competitivas y a tener mayor presencia en el mercado”, destaca.

Ana Gacinuño PradosJOSE ROJO
Pregunta. ¿El departamento que usted dirige funciona desde los inicios del Centro Tecnológico de Cereales?
Respuesta. No. La I+D+i empezó a cobrar importancia a partir de 2003 y se creó el departamento por exigencia de las empresas con las que trabajamos. Al principio las empresas del sector agroalimentario nos hacían requerimientos de laboratorio o de calidad. Pero, a medida que iba pasando el tiempo, se dieron cuenta de que necesitaban desarrollar productos nuevos y adaptarse al mercado. Y nosotros teníamos que dar respuesta a esas demandas. Cuando comenzó a funcionar nuestro departamento teníamos cinco o seis proyectos al año y ahora sobrepasamos los 50, por lo que el incremento ha sido exponencial.


P. ¿Hoy por hoy, el Cetece se fundamenta en la I+D+i?
R. Es un pilar fundamental…
P. ¿Se quedaría obsoleto sin la investigación?
R. Es un departamento que en cierto modo alimenta al resto. Nosotros a parte de estudios y desarrollos ofrecemos mucha formación técnica a las empresas y sin el departamento de I+D+i quizás el interés en esa formación sería menor.
La formación y la I+D+i, junto a la Calidad y nuestros Laboratorios son pilares fundamentales del Cetece, el único Centro Técnológico de Cereales que existe en España.
P. ¿El Cetece y el Itagra –primer centro tecnológico agrario dentro del campus de Palencia– se complementan, pueden llegar a solaparse, caminan en direcciones contrarias,…?
R. Somos complementarios. La función principal del Itagra va dirigida fundamentalmente al campo y al desarrollo de los cultivos, es decir, al sector agrícola, aunque también tocan el tema agroalimentario, mientras que el Cetece se dedica más a la transformación de los productos. Nuestro centro está más especializado en la agroalimentación. Pero, sin duda, nos complementamos. De hecho ambos centros han colaborado en proyectos y formamos parte de AGROVALIA el Consorcio de Innovación Agraria y Agroalimentaria del Campus de Palencia.

“El departamento de I+D+i alimenta y se alimenta del resto de las áreas del Cetece”

P. ¿Cuáles son las principales funciones del área que usted capitanea?
R. Nuestro objetivo primordial es ayudar a las empresas agroalimentarias, a mejorar, a innovarse, a ser más competitivas y a tener mayor presencia en el mercado.
Trabajamos con empresas bajo contrato de confidencialidad y abarcamos tanto a las grandes sociedades como a las medianas y pequeñas.
P. ¿Qué proyectos destacables han fructificado desde la puesta en marcha de este departamento?
R. Nuestro éxito reside en ver en el mercado aquellos productos en los que hemos trabajado. Muchos de ellos no podemos revelarlos por ese contrato de confidencialidad, pero hay otros de investigación propia o que se han realizado en colaboración con otros centros tecnológicos que son más divulgativos y dirigidos al conocimiento general.
Yo destacaría un proyecto que se inició hace tres años y que se ultimó en 2015. Se denominó ‘Bread4PLA’ e iba dirigido a la mejora medioambiental. Este proyecto consistió en someter a distintas fermentaciones los residuos de la panificación (cortezas o pan deteriorado) para convertirlos en plástico biodegradable con el que a su vez poder envasar pan. Este proyecto fue finalista el año pasado como mejor proyecto europeo dentro del programa Life+. Tuvo bastante repercusión y el resultado fue exitoso.
P. Sin revelar los nombres de las empresas, ¿en qué tipo de investigaciones están trabajando en estos momentos?
R. Uno de ellos se centra en mejorar la calidad del pan precocido congelado para una gran empresa de distribución; otro, en el desarrollo de productos con alto contenido en fibras procedentes de subproductos de la industria alimentaria.
También estamos trabajando con una empresa Mexicana en la elaboración de una línea de mejorantes y aditivos más naturales y saludables.
Conviene señalar que seguimos ahondando en la alimentación para población con necesidades especiales, que es la dirigida a diabéticos o celíacos.

P. El Cetece ha sido un vocero de la fabiola de Palencia. ¿Confían en obtener una marca de garantía en 2017, como se ha anunciado?
R. Llevamos 10 años interesándonos junto a los panaderos palentinos por que la fabiola obtenga un reconocimiento de calidad. Es un pan que se le atribuye a Palencia, aunque se elabore en otras provincias de la región. Dicen que comenzó a elaborarse a raíz del anuncio de la boda de Fabiola de Mora y Aragón con el rey de Bélgica. La diferencia de la fabiola con el pan bregado es el formato y que puede incluir una pequeña cantidad de grasa que hace a la miga más fina y esponjosa.
El estudio sobre la fabiola está prácticamente finalizado y ya sólo queda el reconocimiento por parte de la Junta de Castilla y León.
P. ¿Qué ventajas revertirían a la fabiola contar con esa marca de garantía?
R. Al tener esa marca de garantía, los panaderos que la elaboren pueden ponerle un sello o venderlo en una bolsa especial, lo que conllevaría a dar un mayor valor al producto y un reconocimiento ya no sólo a nivel provincial, que creo que ya lo tiene, sino en el resto de la región y en todo el país.

“El cereal sigue teniendo una importancia vital en la agricultura de Castilla y León”


P. ¿Por qué razones cree que el pan, considerado alimento básico, está siendo tan denostado?
R. Es una cuestión de hábito entre los consumidores. Antes se incorporaba más pan en el desayuno y en las comidas y ahora se ha sustituido por otros productos derivados de cereales. Probablemente, la diversificación de la oferta ha provocado un menor consumo de pan.
Lo cierto es que se han realizado distintos estudios nutricionales sobre el pan y se están lanzando campañas para situarlo en el lugar que se merece.
España es uno de los países europeos donde menos pan se consume. En Grecia se consumen alrededor de 70 kilos de pan por persona y año; en Alemania, 57 kilos; y nosotros, en torno a los 35 kilos. Un cifra que debería crecer.
En lugar de pan se consumen otros productos que lo sustituyen y que, en muchas ocasiones contienen más valor calórico.
P. ¿De qué forma podría enterrarse esa mala fama?
R. Es algo que va a costar cambiar, pero yo tengo esperanzas en que llegue ese cambio. Quizás, no tanto con el pan tradicional, sino con el pan con nuevos sabores, con nuevos ingredientes o integrales. Hoy, se está empezando a elaborar pan con más calidad, que nos recuerden a los de antes, con más aroma y sabor.
Y, aunque la variedad ha crecido, sería conveniente introducir más tipos. Hay que apostar más por los integrales, por los de nuevos cereales o los panes con grano entero, productos nuevos que el consumidor está demandando.

Ana garcinuño Prados“El sector panadero tiende a mejorar la calidad del pan y a recuperar la elaboración tradicional”

P. ¿Podría ser una alternativa a los nuevos emprendedores en panificación?
R. Desde luego. Y ya se está viendo entre los jóvenes que se dedican a este sector. De hecho, en nuestro Centro damos muchos cursos de formación para aprender a elaborar pan, pero con un concepto diferente: panes de más calidad con fermentaciones muy largas, con más aromas y mayor conservación, también con mayor variedad en las formas y en los ingredientes.
P. ¿El cereal sigue y seguirá siendo el motor de desarrollo de Castilla y León o ha quedado relegado a un segundo plano?
R. El cereal sigue teniendo una importancia vital en nuestra agricultura. El cereal, junto con el vino, son dos referentes de nuestra región que, afortunadamente, creo que seguirán teniendo futuro.
Hay muchas industrias que se abastecen de nuestros cereales y eso es garantía de futuro.
P. ¿Qué radiografía haría del mapa cerealístico de la región, en general, y de la provincia de Palencia, en particular?
R. En la actualidad, se está produciendo un cambio con la introducción de nuevas variedades, sobre todo de trigos; trigos de fuerza, con mayor contenido proteico, que son los que se están demandando más.
Tradicionalmente, en Castilla y León se han cultivado trigos flojos, galleteros, y la demanda tiende a los trigos de fuerza, de calidad, para elaborar productos de bollería y otros panes.
P. La revolución industrial fue la ‘peste’ para el campo. ¿La revolución tecnológica le ha beneficiando o le han perjudicado más?
R. A pesar de todos los cambios, la agricultura en Castilla y León se ha mantenido, no como en otras regiones, y si ha aguantado hasta ahora, yo creo que seguirá tenido el peso que se merece.
P. En días pasados se ha celebrado la Semana del Pan. ¿Este producto tiene futuro?
R. Es difícil que el pan se elimine de nuestra dieta. Somos muchas las personas que “sin pan no sabemos comer”. Y la gastronomía potencia y apoya su consumo. El pan tiene futuro, sin duda.

 

“El Centro Tecnológico de Cereales se complementa con el Itagra”

 

Personalísimo

“Envidio a los que hablan muchos idiomas”

- Signo del horóscopo… Leo.
- Vicio confesable… Los vinos de la Ribera del Duero.
- Película para recordar… ‘Gladiator’.
- Actor… Robert de Niro.
- Actriz… Julia Roberts.
- Animal… Gato.
- Color… Rojo.
- Libro predilecto… ‘Amar en los tiempos del cólera’.
- Coche que tiene… Un Volkswagen Golf.
- En cuestión de cocina se muere por… La paella; el pan también.
- La canción que le levanta el ánimo se titula… Las sevillanas; mi madre es andaluza…
- En su relación con las personas no soporta… La soberbia.
- Por el contrario, valora… La empatía.
- Siente envidia sana por… Aquellos que hablan muchos idiomas.
- Rasgo que le define… La tenacidad.
- Su gran defecto… Soy demasiado autoexigente.
- Su mejor sueño… La felicidad de quien me rodea.
- Cuando le presentan a una persona se fija en… La mirada.
- Los sábados por la noche disfruta… Cenando en familia.
- El rincón favorito de su casa es… El cuarto de juegos de mis hijos.
- De Palencia no aguanta… El invierno... tan largo.
- Y lo que más le gusta de los palentinos es… La hospitalidad. Ha sido fantástica.

Patrocina esta sección:

  • dan
  • bod
  • refapal
  • car
  • sol
  • el-brezo-restaurante

    Gestión y diseño Web bemood diseño web Palencia